icon-facebook icon-instagram icon-twitter icon-pinterest

#BellezaSaludable: Probióticos, ¡Bacterias Al Rescate De Tu Piel!

Después de la “era antibiótica” nos llegó la “probiótica”, que destaca por ser más natural, preventiva y mucho más saludable, donde la apuesta está en los tratamientos con cultivos vivos para reparar tu cutis. Hongos, bacterias, levaduras, virus… No los ves, pero infinidad de microorganismos distintos habitan tu piel, y para mejorar su aspecto a veces sólo es necesario controlar esta fauna y privilegiar a las bacterias amigas.

Al nutrir tu piel con cremas enriquecidas con probióticos mejoras sus funciones, reduces el daño celular y activas la renovación cutánea. Estas son algunas sugerencias de acuerdo a tu necesidad:

ANTI ROJECES

Si padeces de rojeces sabes que van más allá de un simple sonrojo, se trata de una incómoda irritación acompañada de picazón y ardor en la parte central de la cara, mejillas, nariz y frente que afecta principalmente a las mujeres muy blancas. Los probióticos son una gran solución ya que en lugar de violentar tu ya de por sí frágil piel, envían refuerzos para ordenar el ecosistema cutáneo. A largo plazo las bacterias contenidas en las cremas revisten la piel con microorganismos vivos capaces de crecer y formar colonias, e instantáneamente alivian el enrojecimiento en tu cutis, incluso en quienes padecen rosácea.

Clinique – Redness Solutions Daily Relief Cream   

 

ANTI-EDAD

Una de las causas más importantes del envejecimiento cutáneo es la oxidación y se ha descubierto que los vegetales marinos tienen una concentración de antioxidantes mucho más importante que los que están en la tierra. La introducción de los probióticos marinos en las cremas no sólo ayuda a eliminar las toxinas, también repara el daño causado por los radicales libres. Biotherm es una gran opción, ya que esta marca aísla el plancton -un micro-organismo que vive en las aguas termales desde hace tres billones de años- para sumarlo a sus tratamientos. Este extracto es un “must have” ya que desintoxica, retarda el proceso de envejecimiento, y actúa sobre la calidad y tonicidad de la piel.

Biotherm – Skin Vivo Reversive Anti-Aging Serum

DESMAQUILLANTE

Cuando te desmaquilles no extermines TODOS los microbios. Si tu piel es delicada evita los limpiadores espumosos que son más agresivos y opta por las aguas micelares o los aceites.

Avène – XeraCalm A.D Aceite Limpiador Relipidizante

 

PROTECCIÓN SOLAR

Los probióticos pueden ayudar a proteger la piel contra los rayos UV, que contribuyen al envejecimiento prematuro de la piel y las arrugas. Y es que aunque creas haber salido ilesa, los estragos en la superficie y en las capas profundas pueden existir aunque no se manifiesten externamente. Hace falta mucha investigación en esta área, pero lo que se ha encontrado es extremadamente prometedor. Lo que sí es un hecho es que tras la exposición cuando la cosa está que arde, la piel se ve beneficiada si se nutre de organismos vivos como los que encuentras en el legendario Miracle Broth (caldo milagroso) de La Mer, un potente elixir de algas que restaura la piel.

La Mer – The Reparative Face Sun Lotion

 

Por último, toma en cuenta estos 5 tips para apapachar a tus bacterias amigas:

1. Evita limpiadores demasiado astringentes o con mucho ácido salicílico.
2. Recuerda que una piel sana tiene un pH ligeramente ácido, o alrededor de 5.
3. Opta por productos que contienen poco o nada de conservadores.
4. Báñate con agua entre 32 y 34 grados, la muy caliente altera la flora cutánea.
5. Lávate las manos con un jabón suave en lugar de un gel antibacterial.

 

Imagen destacada: Yahoo

Comentarios

Deja un comentario