icon-facebook icon-instagram icon-twitter icon-pinterest

#ALLTHESINGLEBEAUTIES: ¿CYBER LOCAS?

Por: Andrea Lobato @lobato_andrea

¡Hola Beauties!

¿Te acuerdas de cuando eras puberta y si un niño te pedía tu teléfono tenía que hablarte a tu casa? Esos eran pantalones, te tenían que hablar a una hora prudente, tenías que estar en tu casa, que el teléfono no estuviera ocupado y que no fuera a contestar tu papá. ¿Cuántas no pasamos tardes enteras pegadas al teléfono (si eras suertuda tal vez tenías en tu cuarto) en la sala de tele, cuarto de tus papás o cocina? Esperando a que Juanito te hablara para invitarte a la fiesta, o de plano solo para saludarte.

a1

Luego apareció ICQ, y como el olvidar el sonidito cuando te llegaba un mensaje. Pero lo peor era cuando Juanito estaba a punto de invitarte al cine el viernes, tu mamá descolgaba el teléfono y perdías la conexión. Seguro tampoco se te olvida el ETERNO sonido con el que esperabas para volverte a conectar. Investigabas con tus amigas y hacías que les preguntaran a sus amigos qué iban a hacer el fin de semana para poder “encontrarte” a Robertito. Y claro que ibas a la fiesta en donde él supuestamente iba a estar, te arreglabas con tus amigas, te ponías el outfit que habías planeado toda la semana y cuando llegabas te contaban que estaba castigado, o se había ido a Valle el fin.

Claro que eras puberta, pero cómo cambian los tiempos. Luego por fin tuviste celular y ya podías quedarte horas en el teléfono sin que tu mamá o tu papá descolgaran para decirte que era muy tarde. Y ¿qué tal los mensajes? Era horrible cuando tenías que borrar tus últimos mensajes porque ya no te cabían los de la conversación en dónde Robertito te decía buenas noches. Los mensajes eran cool pero los celulares no tuvieron teclado hasta muchos años después y como te tardabas tanto escribiendo todavía estabas acostumbrada a hablar por teléfono.

Seguramente te llegaron mil invitaciones de Facebook antes de que supieras que era y decidieras que era buena idea tener uno. Yo me acuerdo que ignore todas y cada una de las invitaciones hasta que me llegó la de Dieguito, INMEDIATAMENTE me metí a ver de qué se trataba y como por arte de magia podías ver unas cuantas fotos y algo de información del susodicho. Las primeras fotos que puse en mi perfil eran las mismas que había puesto en Hi5 (aunque claro que ya no lo usaba). Pero realmente mis instintos de stalker empezaron con Hi5, era súper fácil buscar a alguien y aunque no te decía mucho por lo menos podías ver sus fotos.

Ahora #fastforward a hoy. Desde el celular tenemos a nuestra disposición a nuestro mejor amigo o peor enemigo, tenemos el gran poder de stalkear a todos y cada uno de nuestros galanes a toda hora, en todo momento. Facebook, Twitter, Instragram, Snapchat, y claro su última conexión en Whatsapp. No puedes negar que cada vez que conoces a un nuevo galán no lo googoleas a ver lo que encuentras de él. Nunca habíamos tenido acceso a tanta información tan rápido, y quien niegue que nunca se ha enamorado solo de ver a alguien en sus fotos está diciendo mentiras.
Esto puede ser una gran herramienta, pero también algunas se han (y digo se han, pues claro que yo no) vuelto completamente locas investigando cada detalle del niño que les gusta. Tengo una amiga que se mete a ver cada última conexión de los niños que le gustan, una que tiene un perfil falso en Facebook y yo tengo que aceptar que soy buenísima para encontrar lo inencontrable en Google.

a2

Y claro que esos pantalones que solían tener los niños por el riesgo de que les contestaran nuestros papás ahora cambiaron por un mensajito de “dónde andas?” el viernes en la noche. Estamos más conectados que nunca, pero al mismo tiempo cada quien está más en su mundo. Los tiempos cambiaron y no queda más remedio que acostumbrarnos. ¿Ustedes que piensan beauties? ¿En la balanza de la información, qué prefieren, saber más o que para verte tuviera que comprometerse a hacer planes? ¿Qué tan buenas son stalkeando? ¿Creen que todas estamos cyber locas? ¡Cuéntenos sus mejores y peores experiencias, pues todas sabemos que la que busca, encuentra!

 

Comentarios

Deja un comentario

Hildelisa says

jajajajjaja es que te amooooooo